Un confiado Kuczynski gana las elecciones de Perú

A falta de conocer los votos rurales y extranjeros para saber los resultados finales oficiales, con casi un 80% de los votos escrutados, un confiado Kuczynski gana las elecciones de Perú. Con un, por ahora, 50,8% de los votos ha conseguido derrotar, inesperadamente, a Keiko Fujimori, hija del encarcelado Alberto Fujimori, líder del país latinoamericano entre 1990 y 2000.

Los peruanos estaban llamados a las urnas este domingo para votar en segunda vuelta tras haber elegido el pasado 10 de abril que fueran Fujimori y Kuczynski los elegidos para pasar a estos segundos comicios. Durante toda la campaña, los ánimos han sido tensos y los desplantes entre los candidatos, continuados. Keiko Fujimori parecía tener una ventaja sólida sobre el actual vencedor e incluso algunos sondeos le daban una superioridad de 5 o 6 puntos sobre el candidato del PPK. Los debates y la dura actitud que mostró Kuczynski durante las últimas semanas han sido determinantes para esta casi segura victoria. De nuevo, el antifujimorismo ha ganado la batalla electoral.

Keiko Fujimori, sin embargo, parece que todavía espera un milagro. Con este 80% de los votos escrutados, Fujimori salió ante los cientos de personas que le esperaban para darse por ganadora confiando en que los votos rurales que quedan, le den la victoria. Minutos antes, Pedro Pablo Kuczynski salía al balcón de la sede de su partido junto a su mujer para agredecer, mucho más precavido que su contrincante, el apoyo. Con un discurso optimista pero contenido, Kuczynski pidió contención hasta que los resultados fueran oficiales y afirmó que debían “ser vigilantes para que no nos roben los votos en la mesa” alertando sobre el posible fraude electoral que puede darse en un país con un proceso electoral complicado y poca información entre los votantes de algunas zonas rurales.

Un confiado Kuczynski gana las elecciones de Perú

Mediante la técnica de reconocimiento facial de emociones, se evidencia cómo en su discurso Pedro Pablo Kuczynski mostró CONFIANZA en que el resultado electoral, que se conocerá con exactitud el viernes o sábado de la próxima semana, le convierta en presidente del país andino. Aunque con un mensaje precavido, Kuczynski mostró en su mensaje niveles altos de confianza y compromiso y arengó a la población a confiar en que el cambio está cerca y a ser optimistas ante el nuevo tiempo que se acerca.

Sin embargo, el líder del PPK no lo tendrá fácil si finalmente gana como señalan todos los resultados ya que se encontrara con un congreso dominado por el fujimorismo y una oposición por parte de todos los partidos que aunque le dieron su apoyo para vencer a Keiko Fujimori, no se plantean apoyarle después de los comicios.